¿Ya se definió la encuesta del Centro Democrático en Medellín?

0

Ana Cristina Moreno y Alfredo Ramos se disputan la candidatura.

La carrera por el aval del Centro Democrático para la Alcaldía de Medellín llega a su recta y final y se pone candente.

El 12 de abril se conoció el resultado de las 1.183 encuestas presenciales y 820 encuestas telefónicas que se realizaron a militantes del partido, dejando victoriosos y aún en competencia a tres precandidatos: Ana Cristina Moreno, Jaime Mejía y Alfredo Ramos.

No solo inicio la lista con Moreno por protocolo, porque las damas vayan por delante, sino porque ella está avanzando con fuerza y velocidad en el sprint final de esta etapa.

Es real; el más reciente resultado del sondeo de #termoMETRO  del 22 de abril reveló que entre estos tres precandidatos lidera Ana Cristina con un 39.6%, seguida por Alfredo Ramos con un 32,6% y deja en tercer lugar a Jaime Mejía, con el 15.4%.

Ana Cristina, exdiputada de Antioquia, administradora de negocios, especialista en gerencia de empresas de desarrollo social,  ha desempeñado importantes cargos en el sector público y privado, y, al parecer, se está convirtiendo en ese punto de encuentro, no solo dentro del Centro Democrático sino de otros partidos y personas independientes.

Por su parte, el nombre del abogado Alfredo Ramos es conocido para muchos por haber sido senador de la República entre 2014 y 2018 y por ser homónimo de su padre, quien fue Alcalde de Medellín en 1992 y Gobernador de Antioquia en 2008. Sin embargo, su presencia no ha logrado tener el grado de familiaridad que él quisiera. Aunque cante en jingles pegajosos y recorra las calles de Medellín, su carácter fuerte, la discusión con Claudia López en el Senado y algunos comentarios cizañeros frente a sus rivales políticos han construido una barrera que no ha sido fácil de derribar.

Finalmente, el presidente del Concejo, Jaime Mejía, quien salió de primero a la carrera instalando anticipadamente algunas vallas en la ciudad, se ha tenido que mover con esfuerzo para quedar entre los tres precandidatos. Se disculpó por la publicidad anticipada asegurando que había sido una coincidencia, pero dejó un mal sabor dentro del partido y en la ciudadanía.  Pasó la página pero se le ve inquieto, inconstante y no muy seguro en los foros y debates.  Ha tenido tres campañas gráficas en menos de mes, cambia de colores, de estilos y hashtags, y ahí sigue, en la carrera, desgastándose cada vez más.

Mientras Alfredo y Jaime se lanzaban trinos e indirectas, la única mujer de la carrera pasaba silenciosa por el lado de sus rivales, pisando fuerte y congregando sectores del partido y hasta de la oposición. Pero aún no está definida la encuesta que se revelará la segunda semana de mayo, y vienen dos semanas de recorridos y propuestas que serán decisivas para los precandidatos del Centro Democrático y los habitantes de Medellín.

¿Quién ganará?